España: el uso de la ecografía más allá de la especialización

Por .

Diciembre 2012

En el marco del Simposio Multidisciplinario de la Sociedad Argentina de Ultrasonografía en Medicina y Biología, realizado del 12 al 14 de julio de 2012 en la Ciudad de Buenos Aires, un tema que adquirió una gran relevancia fue el empleo de la ecografía en el contexto de urgencias.


Revista Diagnóstico entrevistó al Dr. Ramón Nogué, invitado internacional al Simposio y Coordinador del Plan Nacional de ecografía para médicos de Urgencias y Emergencias que se adelanta en España, quien habló sobre su experiencia en el proyecto y la utilidad de la ecografía en emergencias más allá del uso especializado.

¿Cuál es la situación actual de la ecografía en  España?

La ecografía en España tiene dos grandes campos: la ecografía tradicional, practicada por los radiólogos, cardiografistas generales, ecocardiografistas, etc. la ecografía que se hace dentro de cada especialidad, sea de carácter general o de un área específica. Sin embargo, también está la ecografía que practica el médico clínico, independientemente de la especialidad a la cual pertenezca; esta iniciativa es parte de lo que propone Winfocus, es decir, la ecografía aplicada por un médico en diferentes contextos (urgencias o de cuidados) para conocer una determinada patología.

La idea es utilizar la ecografía más allá de la utilidad que le pueda dar el especialista, es emplearla para buscar la información relevante de aquel caso clínico al que se le va a dar tratamiento.

Esa es la propuesta para esta técnica diagnóstica, es un uso diferente a lo que es la ecografía de cada órgano y de cada especialista, es una ecografía mucho más global en el contexto clínico que tenga el paciente que va a tratar el profesional.

En España se está adelantando el Plan Nacional de ecografía para médicos de Urgencias y Emergencias (Proyecto ecoSEMES) ¿en qué consiste?

Se trata de impulsar el uso de la ecografía en el área de urgencias, dentro del Estado español SEMES es la Sociedad Española de Medicina de Urgencias y Emergencias. El objetivo es que los médicos que estén al cuidado de enfermos agudos sean capaces de tomar un ecógrafo y hacer ecografías básicas del pulmón, del corazón, de los vasos, etc. 

Estamos absolutamente convencidos que redundará en que los diagnósticos sean mucho más rápidos, mucho más precisos y que determinados procedimientos estén mucho más seguros, ya que el uso de la ecografía evita la referencia a ciegas y permite hacer procedimientos guiados por lo que se ve, no por lo que se intuye que puede estar debajo.

¿Cómo ha sido su experiencia como Coordinador Nacional del Proyecto?

En mi experiencia he podido percibir una progresión aritmética de ecoSEMES,  el proyecto comenzó hace 4 ó 5 años con médicos pioneros que tenemos conocimiento de ese tipo de técnica; al inicio se ejecutó con mucha prudencia, ya que no era una idea que estaba demasiado extendida.

En la actualidad, cada día se pueden encontrar más cursos y más iniciativas para que los médicos de urgencia se familiaricen con el empleo de un tipo de ecografía, la cual no pretende cuestionar ninguna ecografía hecha por algún especialista, lo único que pretende es emplear el ecógrafo para determinadas circunstancias y utilizarlo para diagnosticar mejor y para tratar mejor al paciente asignado.

¿Tienen alguna utilidad los equipos portátiles en esta labor?

Los equipos portátiles son los que motivan que yo esté aquí en el Simposio, dado a que éstos son los que hacen que la ecografía pueda ser utilizada prácticamente en todos los contextos: dentro del hospital, fuera del hospital, en el servicio de urgencias, en una habitación de un enfermo, etc.

Se utiliza la ecografía y se ha utilizado en todos los ámbitos actualmente, por ejemplo: se emplea en la Estación Espacial Internacional por astronautas que no tienen conocimientos de medicina y la utilizan para determinadas cosas, así es en varios lugares y no hace falta ser médicos para que la manejen, sino que solamente la gente debe conocer cuáles son las limitaciones de la ecografía en su medio, teniendo en cuenta que con su uso la seguridad para el paciente es mucho mayor, no por otra razón.

¿Varía mucho la calidad de la imagen en un equipo portátil?

La calidad de la imagen en estos equipos ha avanzado muchísimo en la actualidad.

Hace años los equipos portátiles tenían una calidad de la imagen no comparable con los ecógrafos de alta gama, en cambio, si en este momento se quiere portabilidad hay que remitirse a equipos portátiles asumiendo que los más pequeños tienen una perdida de calidad de imagen con respecto a los otros, pero que estos de formatos pequeños portátiles igual son de utilidad para determinadas patologías. A lo mejor,  no sirven para aprender ecografía, pero sí son útiles para sacarlos del contexto y ver un cuadro de patologías determinadas.

Si con el resultado del estudio realizado con el equipo portátil el médico tiene necesidad de repetir el examen con un equipo de mayor capacidad, sencillamente como solución se le traslada el paciente a  un ecógrafo de otras características.