Ecocardiografía Fetal: la importancia de la capacitación para un diagnóstico preciso

Por Maria Alejandra Gomez Mendonza.

Octubre 2011

Las cardiopatías congénitas son los defectos más frecuentes entre todas las anomalías fetales y la ecocardiografía fetal (ECF) es el examen indicado para identificarla. Esta debe ser realizada por un cardiólogo pediatra; no obstante, un ecografista obstétrico adecuadamente entrenado, debe  saber reconocer la posición cardíaca, tamaño, características morfológicas y función cardíaca en el  feto.

Con este motivo, la Clínica y Maternidad Suizo Argentina (CyMSA) realizará en el mes de  noviembre un entrenamiento en ecocardiografía fetal para que los médicos interesados en esta modalidad tengan las herramientas necesarias para dar un diagnóstico preciso.
Revista Diagnóstico entrevistó al Doctor Juan Pablo Gallo, Jefe de Ecocardiografía Fetal en CyMSA, quien explicó la importancia de este examen y los puntos rectores que va a tener el curso.


 

¿Cuáles son los motivos de consulta o derivación para una ECF?

1) La presencia de arritmia detectada por auscultación, monitoreo electrónico fetal, o por ecografía.
2) La presunción de defecto cardíaco o disfunción en ecografía previa.
3) Hydrops fetalis , oligoamnios o polihidramnios.
4) Diabetes materna tipo 1 o gestacional.
5) Presunción o confirmación de cromosomopatías u otros defectos congénitos.
6) Retardo de crecimiento intrauterino, infecciones virales precoces, antecedentes de cardiopatías congénitas familiares.

 

¿Qué ventaja tiene el diagnóstico oportuno de cardiopatías fetales?

Permite establecer una estrategia para un adecuado tratamiento. Así mismo que el parto se realice en un centro que tenga una adecuada neonatología y se puedan llevar a cabo procedimientos  intervencionistas y cirugía cardíaca con el menor riesgo. Para patologías cardíacas complejas que requieren cirugía precoz, si la paciente es de un centro alejado, es conveniente que sea derivada con anticipación.

 

¿Qué importancia tiene la capacitación del medico ecografista en este aspecto?

Es fundamental. La ecocardiografía fetal no es un examen que se solicite a todas las mujeres  embarazadas rutinariamente. Si bien algunos sugieren hacerla de rutina, todavía no hay un consenso al respecto, pero más importante es, que si se lleva a cabo este estudio, se realice con la mayor precisión posible y por gente experimentada.

Entonces lo primordial es que se entrene al medico que haga ecografías para que busque las anomalías. Con menos de dos minutos se puede hacer un rastreo y detectar cómo está ubicado el corazón, cómo está su ritmo cardíaco y el estado del resto de sus propiedades.

 

En el caso del curso que van a dictar ¿qué temas se van a tratar puntualmente?

Vamos a tratar justamente lo que se mencionó anteriormente: cómo se hace la orientación, cómo se sitúa el corazón en relación al feto, cómo son las relaciones entre las distintas estructuras  cardíacas, los balanceos de las cavidades, cómo emergen los vasos, cómo se puede evaluar la  función cardíaca, arritmias, etc.

Después, más específicamente se va a hacer hincapié en lo que tiene que hacer el médico  ecografista y se mostrarán ejemplos de distintas patologías que son frecuentes de encontrar; todos  ellos casos que hemos tenido en CyMSA y que se operan actualmente en la institución.


¿Qué equipos ecocardiográficos son los más recomendados para un estudio como este?

Hay gran variedad de equipos. Lo importante es que se use un buen transductor convexo como se utiliza habitualmente para ecografía obstétrica. Estos equipos deben tener un software que sea apropiado para ver el corazón del bebé.