sábado 25 junio, 2022
banner agfa

El papel de la información en la atención de la salud

Por Daniel Canepa, Program Manager Healthcare Solutions NEC Argentina S.A.

Los sistemas de información deben estar relacionados con las necesidades de los servicios de salud que brindan las organizaciones de salud. La tarea primera e imprescindible al establecer todo sistema de información es, por consiguiente, determinar los problemas de atención de salud que se van a estar involucrados y los factores que pueden influir en ellos, para así poder definir las necesidades adecuadas de información.
Cuando se invierte en sistemas de información, la finalidad esencial de la organización debe identificarse claramente (establecer los objetivos estratégicos y las áreas de oportunidad). Esto debe tenerse presente en todo momento cuando se diseñan los sistemas de información o se está con la construcción de los requerimientos de la solución y deben participar todos los actores y sectores de la organización de salud.

Es importante comprender la forma como el recurso de la información se relaciona con los datos y con el conocimiento.

– Los datos son elementos en bruto: una cifra de presión arterial, una temperatura, el nombre de un producto farmacéutico, la fecha del egreso del hospital de un paciente. Por sí solos, los datos no tienen ningún significado; son elementos totalmente aislados.
– La información se produce cuando los datos son agrupados de acuerdo con un conjunto determinado de factores comunes o criterio. Por lo tanto, un conjunto de datos clínicos se convierte en información acerca de los signos vitales de un paciente o un grupo de fechas de egreso relacionadas con un paciente dado se convierte en sus antecedentes de  hospitalización; por su parte, las fechas de egreso de diferentes personas en un período determinado indican la tasa de actividad de un hospital.
– El conocimiento se crea cuando la información se pone en un contexto general. Por ejemplo, se relaciona con las características previstas de los signos vitales para una enfermedad particular o diagnóstico, los productos farmacéuticos disponibles y sus efectos adversos comprobados, y la población a la que atiende.

La clave es, por consiguiente, el contexto: la información puede describirse como datos puestos en un contexto determinado, mientras que el conocimiento es la información puesta en un contexto general. Por lo tanto, la definición del contexto para el cual se requiere la información es esencial para crear sistemas adecuados de información y se relaciona directamente con los procesos decisorios más generales.
Desde el punto de vista de los procesos de atención médica, los tres niveles generales de la información son necesarios para dar respaldo a las decisiones: clínico, operativo y estratégico.
La utilización de la información para los diferentes usuarios del sistema, dentro de la organización, debe considerar un enfoque sistemático para su producción y uso posterior:
– En el sector de la salud, la responsabilidad y la carga de casi toda la captura de datos recae directamente en los niveles clínico y operativo. El personal encargado de capturar los datos primarios quizá no comprenda los objetivos o los problemas que van a abordarse, o no los considere importantes. Además, los datos originales suministrados pueden ser incorrectos y, por lo tanto, la información recabada será incorrecta o tendrá una utilidad limitada.
– La recopilación especial de datos para una decisión particular es difícil, costosa y pesada para el personal de apoyo, de manera que no debe hacerse sino en raras ocasiones.
– En muchas situaciones decisorias, muchas veces relacionadas con la propia situación de salud, una técnica clave es el análisis y la interpretación de las tendencias. Esto significa que la información debe recopilarse y compararse en forma sistemática con definiciones estandarizadas.
Para superar estas dificultades, es preciso un enfoque hacia el proceso de atención médica para la metódica captura de información para lograr que los datos fluyan regularmente y sin tropiezos para alcanzar los objetivos deseados y la finalidad de los sistemas implantados.
Es importante también el contexto institucional de los sistemas de información; si los sistemas de información deben desarrollarse considerando el contexto, ¿cuáles son las circunstancias que determinan que se cumpla?

En este sentido, es preciso examinar algunos aspectos contextuales importantes de la atención de salud cuando se diseñan sistemas de información, a saber:

– Modelo de atención de salud
– Procesos relacionados con la Atención en Salud
– Arquitectura de aplicaciones y de Datos
– Infraestructura

El reto es en determinar los procesos relacionados con la atención en salud y sus necesidades de información, pues ello permite decidir dónde se necesitan principalmente los sistemas de información prioritaria: en los centros secundarios y terciarios o en los establecimientos de atención primaria en la comunidad y el nivel local. La concentración en el nivel del paciente y el desarrollo de sistemas de información sanitaria basados en los pacientes y dirigidos a la comunidad está de acuerdo con las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud, que tiene respaldo mundial. Esta perspectiva debe ser la base de nuestro modo de pensar al elaborar soluciones estratégicas en materia de información para atención de salud. El volumen mayor de actividad asistencial tiene lugar en el nivel de la atención primaria, incluidas casi todas las actividades preventivas; por lo tanto, es allí donde hay gran influencia en la situación de salud.
Para que los sistemas de información de salud sean útiles, deben contemplar un espectro amplio de datos de clínicos. La información es un elemento esencial en la toma de decisiones, y la prestación de servicios y la orientación en la atención de salud son una tarea compleja, con alto nivel de dependencia de la información para una gran variedad de decisiones clínicas y de gestión. La utilidad de los sistemas de información implica que deben captar y procesar datos sobre salud y datos relacionados con la salud de diversidad, alcance y nivel de detalle amplios. Todas las organizaciones siempre han contado con algún sistema de información para contribuir en las tareas de registrar, procesar, almacenar, extraer y presentar información acerca de sus operaciones.

Artículos relacionados

Empresa argentina elegida por la feria de salud más importante de América

Se trata de Telerad, especializada en teleradiología, que es supporting partner de FIME 2022 Telerad es la primera empresa de teleradiología en ser supporting partner...

Encuesta de ciberseguridad de atención médica HIMSS 2021

Los incidentes de seguridad más importantes experimentados por todo tipo de organizaciones de atención médica suelen ser ataques de phishing o ataques de ransomware,...

Finlandia: el epicentro de la salud digital en Europa

Los datos ya han transformado múltiples sectores de la sociedad y tienen un gran potencial para mejorar el bienestar de las personas. La revolución...

Blockchain en el cuidado de la salud

Para comprender blockchain en el cuidado de la salud, es importante tener una base sobre cómo funciona este tipo particular de tecnología de contabilidad...

Seguinos

2,319FansMe gusta
1,305SeguidoresSeguir

MÁS LEIDOS