Entrevista al Dr. Diego Pineda y Dr. Marcos De Natale

Por María Alejandra Gómez Mendoza.

Noviembre 2010

Profesionales del Servicio de Tomografía Computada Multislice de IMAT y médicos residentes de la Fundación NiBA, (Neuroimágenes Buenos Aires) realizaron una investigación titulada Iconografía imagenológica del tratamiento quirúrgico de la estenosis traqueal. Evaluación por TC multicorte, la cual demostró que la tomografía computada es un efectivo recurso diagnóstico para estudiar lesiones traqueales en pacientes que no pueden ser sometidos a la broncoscopía. El trabajo de investigación obtuvo el segundo puesto del Premio Gonzalo Esguerra Gómez en el XXXV Congreso Colombiano de Radiología. Los médicos Dr. Diego Pineda Ordoñez y Dr. Marcos De Natale, co-autores del trabajo, compartieron con Revista Diagnóstico los aspectos más relevantes del procedimiento.


¿Cuál fue el objetivo principal de la investigación?

Dr. Diego Pineda: Queríamos demostrar que la broncoscopía virtual es una alternativa en el diagnóstico de lesiones traqueales, en las cuales la broncoscopía convencional podía requerir algún complemento.
Cabe destacar que en las lesiones endoluminales de traquea, la investigación inicial de elección es la broncoscopía, pero existen casos en los cuales el paciente tiene limitantes para acceder a ella, por lo que se requiere una evaluación complementaria.
Hemos demostrado que la tomografía computada ofrece la posibilidad de obtener la visión topográfica y endoscópica virtual o endoscópica por tomografía computada, que puede complementar esta clase de exploraciones.

¿Qué tipo de población se examinó?

D. P: Realizamos el estudio a 20 pacientes que padecían secuelas graves, posteriores a una intubación prolongada. Se conoce universalmente que la misma puede provocar un grado de injuria de la mucosa traqueal. A consecuencia de ello, todos los pacientes estudiados presentaban algún grado de injuria en la vía aérea, detectado previamente mediante broncoscopía convencional.
 
¿Cuál fue el procedimiento de la investigación?
Dr. Marcos De Natale: Realizamos una broncoscopía y una evaluación por tomografía computada a todos los pacientes a estudiar.
Posteriormente, se llevó a cabo la comparación entre ambos procedimientos y se arribó a las conclusiones sobre la base de nuestros resultados y los obtenidos previamente con broncoscopía convencional. Los dos tipos de exámenes fueron evaluados en forma simultánea.

¿Había algún cambio en los resultados según la edad del paciente?

D. P: No se evidenciaron diferencias de respuesta en la detección de la estenosis, de acuerdo a la edad del paciente. En cambio, la edad mostró una importancia en la definición de una conducta quirúrgica, es decir, si el paciente era o no tributario de cirugía.

¿Cuál es la ventaja de la tomografía computada?
M. D: En primer lugar, cualquier paciente puede ser sometido a ella; el tiempo de adquisición de las imágenes es mínimo y no es necesaria la aplicación de anestesia.
Por otro lado, el procedimiento permite la re-evaluación del estudio por múltiples especialistas con el fin de arribar a diferentes conclusiones.
Incluso en algunos casos, la tomografía computada evidenció una segunda lesión que no había sido documentada por broncoscopía.
En conclusión, la tomografía permite evaluar la estenosis que presenta el paciente, su longitud así como el área de luz real que en la vía aérea se observa. Además, permite evaluar los resultados postquirúrgicos a fin de estudiar la respuesta al tratamiento.

¿En qué medida una tomografía es equiparable a una broncoscopía?

D. P: La TC ofrece un panorama amplio del pulmón, de las estructuras extratorácicas y de la anatomía del árbol bronqueal. Brinda, además, una visión complementaria y alternativa al método de la broncoscopía, haciendo de aquélla una herramienta útil para definir el tratamiento o detectar complicaciones. Es muy ventajosa, pues permite comprobar numéricamente la eficacia del tratamiento y cuán efectivo es.

¿Cuáles son las limitaciones del procedimiento?
D. P: Si se cuenta con un equipo tomográfico adecuado y el software de navegación virtual, las únicas limitaciones son aquellas que contraindiquen la utilización de radiaciones ionizantes para el paciente. En IMAT, cuidamos la seguridad de las personas en relación a las dosis de radiación recibidas y detectamos que las mismas no excedieron las de otros procedimientos de similares características e incluso con bajas dosis de radiación, la calidad diagnóstica de las imágenes era muy buena.
Por otro lado, debemos tener en cuenta que la broncoscopía virtual no permite la realización de biopsias directas.
 
¿Cuál es, entonces, la conclusión final?
D. P: Entendemos que la tomografía computada es un gran complemento del método de broncoscopía porque constituye una alternativa válida para estudiar pacientes que no pueden ser sometidos a ella.
M. D: Coincido con el Dr. Pineda. A nuestro criterio, la broncoscopía virtual por TC constituye una alternativa diagnóstica válida, no cruenta, ante la broncoscopía convencional. En nuestro trabajo, hemos demostrado que su capacidad para detectar lesiones es similar a los estudios convencionales; y que al ser imágenes en formato digital permite múltiples reconstrucciones y evaluaciones aún finalizado el procedimiento. A su vez, ha demostrado su utilidad en los controles terapéuticos.


Premio Gonzalo Esguerra Gómez
Esta investigación fue galardonada en el XXXV Congreso Colombiano de Radiología, realizado el pasado mes de agosto, con el segundo puesto en el Premio Gonzalo Esguerra Gómez, un reconocimiento académico que se otorga a las mejores investigaciones de carácter observacional, bajo el criterio de un jurado compuesto por pares internacionales.
Los profesionales y médicos residentes de IMAT, con apoyo de la Fundación NiBA, postularon varias investigaciones, compitiendo con propuestas de otros países latinoamericanos.
Además, los profesionales médicos de IMAT fueron galardonados con el tercer puesto en el mismo premio, por la investigación Probabilidad de malignidad en nódulos tiroideos no palpables. Valor predictivo del ultrasonido y Doppler con correlación citológica.

Este último trabajo –cuyo objetivo era predecir el carácter benigno o maligno de una lesión nodular de tiroides y por su resultado, ser susceptible de punción- contribuyó en sí al mejoramiento de la práctica médica.
De acuerdo con los investigadores, si bien el trabajo no demostró si los criterios ecográficos son predictores de la malignidad de un nódulo, fue muy útil a la hora de comprobar que la utilización de estas herramientas radiológicas durante una punción, hacen de ésta un procedimiento más efectivo y seguro.
Los pacientes sometidos a este procedimiento no sufrieron complicación alguna y para un 90% de los nódulos se requirió una sola toma de muestra. La ventaja de este estudio fue la técnica utilizada y el abordaje transístmico, ya que se logró realizar el criterio diagnóstico lo más seguro posible, in situ, de forma rápida y sin complicaciones.